EN EL CORAN, EL NOMBRE DE JESUS APARECE 25 VECES, Y EL DE MAHOMA SOLO 4.

Mario Joseph clérigo musulman convertido al cristianismo.

Le han intentado matar más de una docena de veces. Entre ellas su familia, que le dio por muerto cuando confesó abiertamente que abrazaba el cristianismo. Mario Joseph, que encontró a Jesús en el Corán, participó la semana pasada en unas conferencias en Valladolid en las que transmitió el mensaje que le ha dado el Señor: «Volved al amor».

–¿Qué fue lo que no le convenció del Corán?

–Realmente no fue con el Corán, lo que me convenció fue lo que dice el Corán sobre Jesús.

–¿Y qué dice?

–En el Corán el nombre de Mahoma aparece cuatro veces y el de Jesús 25, en el Corán solo aparece el nombre de una mujer que es María, la madre de Jesús y aparece en 34 sitios; el capítulo 19 es el capítulo que se titula María; el capítulo tres es la familia de María. De acuerdo con el Corán María nunca pecó en su vida, subió al cielo con su cuerpo y está intercediendo por nosotros. El Corán dice que Jesús es el hijo, espíritu y palabra de Dios, y la Biblia dice lo mismo. El Corán dice que el profeta Mahoma murió y que Jesús está vivo. Mahoma nunca resucitó a nadie y sin embargo el Corán dice que Jesús dará vida a los muertos y que Jesús curó a enfermos. Los musulmanes creen que Jesús va a volver. Me pregunté algo muy sencillo, quién es más grande, el que está muerto o el que está vivo. Y esa es la pregunta que yo hacía a mis maestros y nadie era capaz de responderme. Un día me puse a rezar a Alá, mi Dios, y le pregunté que a quién debía orar si a Mahoma o a Jesús y después de la oración abrí el Corán y encontré el capítulo 10, el versículo 24 y te dice que si tienes dudas sobre el Corán que leas la Biblia o le preguntes a la gente que lea la Biblia, por eso decidí leer la Biblia.

–¿Por qué si lo ve como algo tan sencillo el resto no lo ve así?

–Algunos musulmanes lo saben pero no quieren decirlo abiertamente porque tienen miedo por sus vidas.

–¿Teme por su vida?

–No, porque tenemos una vida y algún día moriremos y si tienes miedo da igual, porque vas a morir.

–Su familia renegó de usted cuando abiertamente confesó su creencia.

–No solo me rechazó, sino que vinieron a atacarme, hicieron una estatua, me enterraron y me dieron por muerto, es imposible que me puedan rechazar más de eso.

Todos hijos de Dios

–¿Qué tiene el cristianismo para cautivarle de esa forma y llegar incluso a renunciar a su familia?

–Lo primero, el capítulo de Juan, el verso doce, dice que todos los que creen en Jesús son hijos de Dios. El Corán dice que los humanos somos esclavos de Dios y él es el amo. Los esclavos no pueden amar al amo, ni el amo a los esclavos y no quiero ser esclavo de nadie. En cambio en la Biblia dice tú eres mi hijo y yo puedo llamar a Dios padre. Creo que el creador de este mundo es mi padre que me ama y delante de él ni mis padres, ni el islam ni mis hermanos estarán. Es mi padre y es el creador del universo. Además, en el islam no hay garantía del perdón de los pecados, pero en la Biblia Jesús dice que perdona nuestros pecados. En el Corán se dice en 18 sitios matar a los enemigos, en la Biblia dice ama a tus enemigos. Algo más, Mahoma murió y después de la muerte no sabemos qué pasa, qué fue de él. Si creo en Mahoma y muero no sé qué será de mí después de la muerte. Pero Jesús murió y volvió. Si yo creo en Jesús y muero y vivo en él, sé que volveré, que tendré la vida eterna. Todas las religiones dicen cosas muy buenas pero la única religión que te da el cuerpo y sangre de Dios es el cristianismo, y es la única que te hace parte del cuerpo de Jesús y te da la seguridad de la vida eterna.

–¿Ha habido musulmanes que le han confesado que les gustaría hacer lo mismo pero que no se atreven?

–Más de 1.300 musulmanes a través de Internet, por 'mail', Facebook, con cartas... contactan conmigo y me felicitan. Más de cien ya se han bautizado después de leer mi libro.

–¿Qué quiere transmitir en las conferencias que está impartiendo en España?

–Antes de venir no había orado por España, pero después empecé a orar por España. El Señor me ha dado una palabra para los españoles, el Apocalipsis capítulo 2 versos 2, 3 y 4. Dios dice a los españoles: sé que me habéis querido mucho, que habéis trabajado mucho por mí y echasteis a los falsos profetas de vuestra tierra. Pero habéis perdido ese amor primero por mí, ya no me amáis como antes, así que volved al amor. Es el mensaje para ayudarnos a volver a la fe. El islam siempre quiere recuperar España y solamente si conocemos el islam y lo que dice el Corán de nosotros, de la Biblia, podremos manejarnos, y durante el diálogo podremos traer la paz y la armonía.

–¿Por qué cree que en España existe esta crisis vocacional y el abandono de valores vinculados con la Iglesia entre los jóvenes?

–Los padres han dado demasiada libertad a los jóvenes: beben, fuman, toman drogas y buscan divertirse sin que nadie les ayude a buscar valores. Desde la infancia buscan los placeres y disfrutar de la vida, pero no buscan lo espiritual. Los padres deberían darles catequesis a los niños para que la nueva generación sea como la anterior.

–¿Qué aporta su libro a la sociedad cristiana?

–Lo que escribo en mi libro es lo que encontré en el Corán como clérigo musulmán, o sea que este libro puede ayudar a cada musulmán a enamorarse de Jesús. Describo cuántas veces me han intentado matar los musulmanes y cuántas veces Dios me ha salvado, de manera que los que lean el libro pueden entender que Dios es salvador. Además, con el libro ayudo a la gente a crecer en valores, una ayuda para ser hombre perfecto.

–¿Cuántas veces han intentado matarle?

–Mis padres, una vez, y los musulmanes diez o doce veces.

–¿En España ha tenido algún percance con la comunidad musulmana?

–De momento, no. Mañana no sé qué pasará.